INGRESAR

REGISTRARSE
Buscador

7.2. Macrominerales

Selecciona el idioma :

Transcripción

Los minerales son uno de los nutrientes más importantes que necesita el cuerpo humano para mantener patrones adecuados de salud. Las propiedades que presentan este tipo de nutrientes, aportan beneficios que impactan en prácticamente todos los procesos fisicos y quimicos que se suscitan en el interior de nuestro organismo. Existen un grupo de minerales, que por su propiedades y caracteristicas, han sido considerados como minerales esenciales para la salud humana. Estos minerales esenciales se clasifican en dos subgrupos, los macrominerales y los microminerales.

Durante el desarrollo de la presente guia, estaremos analizando algunos de los beneficios generales que aportan estos macrominerales al organismo humano y cómo se involucran en el mantenimiento y preservación de la salud de nuestro cuerpo.


Tipos de macrominerales. Propiedades.

Sodio: El sodio es uno de los macrominerales más consumidos a nivel mundial. Es conocido por su uso habitual como sal común para condimentar nuestras comidas. El sodio aporta beneficios relacionados con el equilibrio hidrico en nuestro organismo y con los procesos de desarrollo y contracción de los músculos de nuestro cuerpo. Sus caracteristicas también hacen del Sodio, un mineral de gran utilidad en el beneficio de nuestro sistema nervioso.

Potasio: El potasio es un mineral de amplio espectro en cuanto a sus efectos en nuestro organismo. Al igual que el Sodio, este mineral actúa de forma beneficiosa en el mantenimiento del equilibrio de los liquidos de nuestro cuerpo. Es un mineral de gran utilidad para aquellos que realizan grandes cargas de ejercicios, ya que participa y favorece a los procesos de contracción muscular.

Calcio: Probablemente todos conozcamos que una de las funciones más importantes que juega el calcio en nuestro organismo es la del cuidado, fortalecimiento y mantenimiento de nuestros huesos y dientes. No obstante, el calcio también cumple con otras importantes funciones, como es la de participar en la coagulación de nuestra sangre, la regulación de la presión arterial y el fortalecimiento de nuestro sistema inmunitario, ayudándonos a prevenir y contrarrestar disimiles enfermedades que atentan contra nuestra calidad de vida.

Cloruro: El cloruro es un mineral que cumple una función muy especial, la de regular los niveles de acidificación en nuestro estómago. Esto permite optimizar los procesos de descomposición de los alimentos que ingerimos durante nuestras comidas, para que puedan ser usados en la obtención de los nutrientes que demanda nuestro organismo.

Magnesio: El magnesio es un mineral muy consumido en el mundo entero, ya sea mediante los múltiples alimentos que son ricos en este nutriente o a través de los diversos tipos de suplementos nutricionales que se encuentran en el mercado. Su popularidad se debe a los múltiples efectos positivos que aporta a nuestro organismo.

Entre los más importantes destaca el de participar en la producción de proteinas, siendo estas un macronutriente de extrema necesidad para la salud de nuestro cuerpo. Entre otras funciones, el magnesio participa de forma activa en los procesos de desarrollo y contracción muscular y en el fortalecimiento de nuestro sistema inmunitario.

Fósforo: El fósforo guarda una gran relación con la salud de nuestra estructura ósea. De igual manera es importante en la preservación y el cuidado de nuestros dientes. Entre otras de las funciones más importantes de este mineral, se encuentra, la de ser un excelente regulador de los ácidos de nuestro estómago.

Azufre: El azufre es conocido, sobre todo, por sus amplios beneficios para la producción de colágeno en nuestro organismo. Esto hace de este nutriente, un elemento esencial en el cuidado de nuestros huesos, la salud de nuestra piel, los ligamentos y tendones. El azufre es adquirido como parte de las proteinas presentes en algunos alimentos como el pescado, el huevo, las carnes, entre otros.

¿Hay algún error o mejora?

¿Dónde está el error?

¿Cúal es el error?